viernes, 26 de septiembre de 2008

Amistad y lo que llegue

Lo cierto es que la unión entre Bruno y Florinda ha sido sorprendentemente fácil, estábamos preparados para tener toda la paciencia del mundo y hacer las cosas paso a paso ... pero en cuestión de días ellos nos han dado imágenes como éstas, y aunque él sigue siendo algo agotador (tiene toda la energía de un cachorro y algo más que a saber de dónde la ha cogido prestada), ella siempre está dispuesta a echar unas carreritas ...


video

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola,

acabo de descubrir este blog y desde el viernes, es la primera cosa que me ha hecho sentir bien. El viernes yo perdí para siempre a mi gatita, tras una semana fatal en la que se me apagaba poco a poco y me anunciaba que su tiempo conmigo se acababa... ha sido muy triste y muy duro, nada se pudo hacer por ella, pero estoy totalmente convencida, que acoger a otro gatito en mi casa, hará que lleve su perdida mucho mejor, y la alegría vuelva a instalarse en mi casa de nuevo.
En realidad he encontrado el blog porque buscaba información sobre si es posible que un gato que ya tiene un año y pico, pueda adaptarse a vivir encerrado en un piso. Mi cuñada tiene en su jardín un gatito callejero al que da de comer y que se muestra super-sociable y cariñoso con ella (lo tiene siempre pegado a sus piernas o encima;). Ella no puede tenerlo más tiempo porque se va por trabajo fuera de españa, pero no quiere desprenderse del animal, así que como sabe que mi gatita ya no está conmigo, me ha dicho que me lo quede yo... pero tengo miedo de que el animal, que al fin y al cabo es libre y está acostumbrado a ir y venir, no se adapte a estar encerrado en mi piso a pesar de las muestras que da de ser sociable y cariñoso... además vivo en un quinto, así que creo que tendré que tener un cuidado especial con las ventanas y balcones... En fin, necesito vuestros consejos, aunque he visto que hace días que no actualizáis el blog.
Un beso gordo, y encantada de haberos descubierto.
Lola.

Sonia dijo...

Gracias Lola por tu comentario, cuando adopté a Florinda tenía tus mismos miedos, yo recurrí a Kathucai, una asociación felina que se encarga de gatos callejeros ... es cierto que no todos se adaptan igual, algunos necesitan más tiempo, pero aquellos que son sociables, que no huyen de las personas y que se dejan acariciar, normalmente acaban adaptándose perfectamente. En cualquier caso, intentaré actualizar el blog con algunos consejos al respecto. Muchas gracias y todo mi apoyo. Besos, Sonia

Anónimo dijo...

Muchas gracias por contestarme Sonia. Ya tengo al gatito en casa y de momento no he visto cosa igual, parece que se haya tragado una botella de "mimosín" :). Ahora a ver como lleva la "disciplina" de la bandeja del pis y todo lo demás... ya te iré contando.

Un abrazo.
Lola.